02 febrero 2007

Vas por la calle. Te miran. Eres consciente de que te miran. ¿Quién te mira? Todos. Toda la calle está pendiente de ti. Intentas sustraerte a su mirada. No. No puedes. Quisieras pasar desapercibido. Intentas mantener la cadencia, el ritmo, tu forma habitual de caminar. Es muy difícil, con la atención de todos puesta en ti. Tu atención esta ahora puesta en todos ellos. ¿Cómo se camina? ¿Cómo caminas tú normalmente? Ya no sabes. Ya no puedes. Se ha notado tu duda. Te has encogido. Salen dos de un portal. Visten de negro. Altos. Delgados. Hablan alto. Con confianza. Se verán en la cena. Una mujer con falda y un bolso marrón camina deprisa sobre sus tacones. Calculas el tiempo. Os juntaréis todos en el mismo punto. Hay sitio para tres. Tú ya no cabes. Intentas disminuir el ritmo. No, no es bueno. Intentas bordear la acera. No, demasiado, todos lo notarán. Los miras para adivinar sus intenciones. Mientras te encoges más. No variarán un ápice sus movimientos. No te dejarán un hueco por donde colarte. Todos te miran. Todos te sienten. Tu eres el raro. El extraño. Hay más gente en el trozo de calle. También te ven. Se están moviendo. Es como un juego. Van a ocupar el espacio por el que tienes que pasar. Tienes que avanzar más deprisa. Ganar ese terreno. Pero ya estás en franca desventaja. Ya has empezado a ceder. En el último momento, intentas un regate habilidoso...












¡Patacrás!

Torpemente, a 10 metros del punto de encuentro, te has dado de bruces con una papelera.

6 comentarios:

HERACLITORIS dijo...

Hola Huella, aprovecho que esto está vacío para copiarte una cosa que escribí en mi blog:

"Tustas sonao, huella...., a mi solamente me lees tu. Los demás se limitan a verificar la fecha de edición y escupen sobre mi tumba esperando a que, como Groucho, me levante y reciba en un ojo sus opiniones. Pero, se van a joder porque no pienso levantarme.
Pero, huella..., yo no tengo futuro. Tengo 56 y veo mas patrás que palante.
Pero me gusta lo que escribes. Tu sí tienes futuro. Y yo sí te leo, aunque menos de lo que quisiera.En fin, hay que joderse, me hubiera gustado hablar contigo pero no puse los medios. Soy un imbécil."
Por si no vuelves a entrar......

mademoiselle P dijo...

en fin, a veces toca esperar el siguiente autobus... aunque siempre se puede seguir el camino a pie y dejar huella, no?

sirako dijo...

caray!!!

que sorpresa. creo que me ha pasado unas tres o cuatro veces por año.

en fin, escapar es escapar.



ah y respondí en el blog, pero para que no tengas que volver al libro de comentarios:

1- gracias.
2- muchas gracias, serás siempre bienvenido.
3- un equipo de fútbol mexicano, y una empresa cementera que, supongo (AUNQUE NO TENGO LA MENOR IDEA), patrocina o patrocinó al equipo y creo que una fábrica de ambulancias...


se te espera de vuelta pornto, hasta entonces!!

huelladeperro dijo...

Te contesté, Heráclitoris, en tu propio Blog...

Plaisir de vous retrouver, mademoiselle...

Kriptico estáis, amigo Sirako, pero nos alegramos de sorprenderos...

me como las uñas dijo...

ajja exelente
bruces con la papelera..
de paso se te cayo la bermuda!

sabes? a mi me gusta esto del blog, pero lo siento solo, como vacio no hay nadie...
y me desmotiva..que lata que uno dependa o base su inspiracion para el resto..

pero bueno si tu me lees yo escribo
:)

en el blog de la muela..
hay mi primer texto se asemeja al tuyo
besos huella de perro
:):):)

un árbol dijo...

Miles de excusas...
Tú produciendo y mi "avisador de post nuevo" completamente hibernado!!
Has escrito mucho y no me he enterado.

Esto...bueno...yo me trago también las papeleras, e incluso las farolas. Es que no miramos donde debemos, y claro...
Pero!!! seguro que alguien sonríe gracias a eso.

Beso.